Moonlight, una vida bajo la luz de la luna

Bajo la premisa del amor y la amistad a pesar de las dificultades, los golpes de la vida y el abandono, Moonlight es una película que reivindica los sentimientos puros, honestos y más profundos que llevamos dentro.

Reconocida como una de las mejores películas de la temporada, fue nominada a los Globo de oro, BAFTA, Independent Spirit awards, entre otros. Las actuaciones y la secuencia de la historia son remarcables.

De qué va:

La historia dividida en tres capítulos, nos cuenta la vida de Chirion un afroamericano quien ha tenido una vida difícil en una de las zonas más complicadas de Miami, su mamá Paula (Naomie Harris) una drogadicta, ha tenido como prioridad su vicio, dejando a Chirion solo. Un día, aun siendo un niño, Chirion encuentra a Juan (Mahershala Ali), un cubano quien al verlo solo e indefenso, decide ayudarlo y protegerlo como un hijo. El pequeño atemorizado y hambriento confía en Juan y su novia Teresa (Janelle Monáe), quienes durante su crecimiento, harán el papel de los padres que Chirion no tiene.

A medida que el tiempo pasa, los problemas del joven no terminan. Desde pequeño ha sido intimidado y matoneado en el colegio, problema que continúa en la adolescencia, en la que su único amigo es Kevin, con él puede ser abierto, contarle sus más oscuros secretos y compartir sus penas. Sin embargo, Kevin no podrá defenderlo ni ayudarlo a salir de sus problemas, y es en ese momento en que Chirion debe tomar decisiones y afrontar sus consecuencias.

Finalmente, Chirion, adulto, vive a su manera, a la manera en que fue criado, se reencuentra con Kevin y junto a él, el amor.

Alex R. Hibbert, Ashton Sanders y Trevante Rhodes, son los encargados de representar a Chirion, los tres logran reflejar la misma mirada y preocupaciones, los tres logran ser uno en la pantalla. 

Ficha Técnica

¿Dónde verla?

En Netflix pueden encontrar esta maravillosa cinta si aún no la han visto.

El veredicto

A pesar de las polemicas y de lo sucedido en la ceremonia de los premios Oscar, Moonlight fue la clara ganadora de un premio que tuvo una competencia muy reñida. Al pasar a los anales de la historia del cine, nos demuestra que las historias de amor, no importa la raza ni la orientación sexual, merecen ser trasladadas a la pantalla grande.

Moonlight es una de las cintas dramáticas más importantes de este año, el viaje a través de la vida de Chirion, nos muestra las dificultades que todos hemos tenido al tomar la decisión de quien queremos ser y lo que las circunstancias nos llevan a ser.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.