Tips para aprender inglés.

El inglés es el idioma más reconocido y práctico a la hora de viajar. Desde antes de que gracias a  la globalización se popularizara, ya se notaba la importancia de entender y utilizar este idioma.

Son varios países que hablan y tienen como idioma oficial esta lengua, todo ello debido a la fuerte influencia del imperio británico que dominó durante décadas una gran porción del planeta. Además, el gran influjo de la cultura de Estados Unidos, con el cine y la música, hicieron del inglés un idioma aún más popular.

Estoy segura de que algunos de mis lectores apenas se están acercando al idioma, e incluso están sufriendo porque no les entra por ningún lado. Y quiero decirles que es un proceso largo y no es sencillo. Implica mucha voluntad y encontrarle el gusto.

En este post les quiero contar un poco mi experiencia aprendiendo inglés y algunos tips de cómo seguir mejorándolo.

Mi historia con el inglés:

Desde muy pequeña mis papás notaron la importancia que tenía para mi futuro el poder comprender éste y otros idiomas. Fue así que desde muy corta edad inicié cursos para niños. Recuerdo con mucho cariño, que mis libros eran sobre Disney y los ejercicios estaban relacionados a situaciones con personajes como Mickey Mouse y el Pato Donald.

De igual manera, mi papá ha sido un fiel fanático del rock y pop anglosajón. Crecí escuchando las canciones de The Police, Madonna, Stevie Wonder, Michael Jackson, The Rolling Stones, The Beatles, Toto, Whitney Houston, Bony M, Bee Gees, Diana Ross, y muchos más.

via GIPHY

También tuve la fortuna de estar en un buen colegio, aunque siempre hablo pestes de él, en donde el inglés era un fuerte componente y muchos de mis profesores fueron exigentes y dedicados a la enseñanza del idioma, aunque admito que hubo una profesora con la que nunca me supe entender y casi me hace odiar el idioma, ella también enseñaba francés, lo cual en ese tiempo me hizo detestar todo lo relacionado a aprender esa lengua.

Los años pasaron, y yo dejé el inglés de lado.

Hace un par de años, para graduarme de la universidad debía cumplir con cierto requisito de inglés.

Después del colegio yo no había vuelto a estudiar el idioma, más allá de ver películas, series y escuchar canciones en este idioma. La verdad, me sentía muy confiada y decidí presentar el examen de clasificación para cumplir el requerimiento.

Vaya sorpresa tuve cuando mi nivel era básico. Me sentí ofendida, vilipendiada, humillada. Sin embargo, tenía que sacar el certificado, así que me inscribí a un curso para lograr ese propósito.

Después de unos meses de preparación, obtuve el puntaje necesario para graduarme, pero yo no quería terminar mi curso, quería llegar al nivel avanzado para no tener que volver a pasar por la misma situación y así lo hice. En el 2012 terminé todos los niveles y “nunca más volví a estudiarlo”.

El inglés ya no se fue:

Gracias a lo que aprendí, no quería perder mi nivel, así que incorporé algunas rutinas que me permitieron seguir poniendo en práctica el idioma.

Hace un par de años llegó la oportunidad de venir a Australia, parte de mi familia y amigos estaban preocupados por que no recordaban (o no sabían) si yo tenía el suficiente grado de inglés para desenvolverme en este país.

Afortunadamente, mis técnicas funcionaron y aunque el inglés australiano es otra dimensión, logré adaptarme, conseguí un buen trabajo, sin tener que estudiar de nuevo el idioma.

¡Estos son mis consejos!

  • Encontrar música que te guste y aprenderte la letra:

Una de las cosas que me ayudaron a mejorar mi vocabulario y pronunciación fue cantar como loca mis canciones favoritas. De hecho, les dejó algunas de ellas en esta lista de Spotify:

  • Ver películas y series con subtítulos (en principio en español):

Luego ya pasamos al idioma original y luego ¡sin subtítulos!

Es más fácil intentarlo con series muy conocidas y populares como Friends, How I Met Your Mother, The Big Bang Theory, Arrested Development y Schitts Creek.

Una de mis películas favoritas cuando era adolescente era Titanic, la tenía en VHS y no saben la cantidad de veces que me la repetí (estaba un poco obsesionada) tanto que me aprendí varios de sus diálogos. No les digo que deban aprenderse una película de memoria (eso es para personas locas por el cine como yo), pero si tienen un film que disfruten repetir y ya conocen la trama, es bueno verla en inglés y escuchar la entonación y pronunciación de los actores.

via GIPHY

  • Leer

Hay profesiones que exigen leer en inglés, las ciencias en general, publican una gran parte de sus trabajos en esta lengua y para citar o investigar, se debe dominar el idioma.

Para aquellos que tenemos una formación más artística, podemos encontrar artículos relacionados a nuestra área de trabajo y literatura en general, que nos permite mejorar bastante en comprensión de lectura y vocabulario.

Este nivel si es para personas con mucha dedicación, al principio yo me estresaba porque no podía pasar de un párrafo sin tener que buscar varias veces en un diccionario el significado de una palabra. Sin embargo, esto me ayudó a mejorar bastante la gramática y aumentó de manera considerable mi vocabulario.

Hace poco les hice un post con algunas lecturas que amé en el 2020, allí hay un par de libros en inglés que valen la pena revisar.

Si no te sientes seguro para leer una novela o un libro académico, empieza por un libro de niños. Es totalmente válido querer empezar por lo fundamental para luego ir aumentando el nivel de dificultad.

  • Ver Televisión angloparlante

Ya les hablé de las series, pero hay otro tipo de contenido como realities, programas de cocina, documentales de historia, etc. Que emiten en canales que varios proveedores de TV en Latinoamérica, hoy en día la mayoría de televisores tienen el botón SAP que permite cambiar el idioma.

via GIPHY

Los programas de cocina son muy funcionales para estos casos. Porque te van mostrando los alimentos y te dicen como se llama, te explican las acciones que están haciendo al cocinar y puedes seguir la receta. No solo aprendes a cocinar, ¡aprendes a expresarte en inglés!

Mi gran gurú de aprender cocina por TV sigue siendo Gordon Ramsay. Ahora tiene canal en YouTube que pueden seguir acá.

  • Redes sociales

Configurar tus redes sociales para que estén en inglés es uno de los pasos que debes ejecutar si en verdad quieres aprender el idioma.

Pero no se queda allí, también podemos buscar contenido de nuestro gusto que nos permita acercarnos más a este idioma.

Pinterest es una de mis redes sociales favoritas para estudiar inglés, allí hay pins que manejan vocabulario, gramática, comparaciones entre el acento británico y americano.

De hecho, tengo un tablero dedicado al idioma, que les dejo acá. Eso sí perdonen que aún no lo tengo clasificado por subcategorías.

  • WordReference

Para los que quieren mejorar en pronunciación, considero que WordReference es uno de los mejores portales para conseguirlo. Al buscar una palabra, no solo te da su significado, te explica la pronunciación y te da la opción de escucharlo en diferentes acentos, para que de paso ensayes tu listening.

  • Cursos por Internet

Plataformas como Platzi, Coursera, Miriada X, entre otras tienen un buen rango de cursos de inglés con enfoque a la escritura, lectura o preparación a un examen internacional como el TOEFL o el IELTS.

Para reforzar algunos temas de gramática, también he utilizado E2language, una plataforma que recomiendo, porque permite graduar la velocidad y elegir los temas desde el más básico al más avanzado. Tiene parte gratuita y parte paga.

Les cuento que hace un par de semanas inicié un curso online para empezar a redactar estos artículos en inglés. Y estoy súper contenta, acá les dejó la página y en mis redes sociales les contaré cómo me va.

  • Eventos de Networking o Intercambio de idiomas

¡Estamos en plena pandemia en donde la mayoría de la gente no puede salir de sus casas!, eso lo entiendo, pero de nuevo, en internet hay aplicaciones móviles e instituciones que están organizando eventos de intercambio de idiomas online.

No solo para el inglés, también hay personas que quieren practicar español y es una oportunidad perfecta para conocer nuevas personas y compartir con diferentes culturas sin salir de casa.

Mi favorita, Meet up.

  • Podcasts:

¡Las maravillas del internet no terminan!, hoy en día gracias a formatos como los podcasts podemos escuchar programas de todo el mundo.

Hay una gran variedad de shows en los que puedes aprender inglés británico, australiano, americano, canadiense, etc. No solo a través de educación, también hay programas de misterios sin resolver, entrevistas a famosos, deportes, ¡de todo!

Plataformas como Spotify y iTunes tienen una gran variedad de contenido que vale la pena ser explorado.

Mis favoritos son: Luke’s English Podcast, Aussie English, Getting Curious y BBC Global News.

  • Viajar al exterior

¡La más emocionante y gran experiencia que podrás tener!, sea que vengas a estudiar el idioma, a conocer o a trabajar. Estar en el contexto en donde para comunicarte debes hablar el lenguaje, te motivará a aprenderlo lo más pronto posible.

Si tienes la oportunidad de viajar para estudiar inglés, aprovecha cada interacción que hagas en la escuela, pregunta todas tus dudas al profesor por más tontas que parezcan ser, pide feedback. ¡Créeme ser ñoño con el inglés, paga!

¡Todo es cuestión de persistencia!

Gracias a estos tips, cuando llegue a Australia hace un par de años, me costó menos trabajo adaptarme. No les voy a negar que mi primera llamada en inglés fue traumatizante, no entendí nada y llamé a mi familia llorando, diciendo que no aprendí nada durante todos los años dedicados al idioma.

Pero recordé que el aprendizaje es una tarea continua, y que poco a poco se van consiguiendo resultados. Al poco tiempo de repasar mis notas y de seguir estos tips que les acabo de dar, logré conseguir un buen trabajo, en donde el 70% de mis conversaciones eran por teléfono y ¡en inglés! Así que soy fiel testigo de que sí funcionan.

Aprender un segundo idioma no es tarea sencilla, necesita mucha voluntad y persistencia para ver resultados.

Hay días en que vas a sentir que tu nivel es muy alto, hay otros en donde nadie te entiende. Lo importante es no dejarse llevar por esto y seguir intentándolo.

via GIPHY

Por mi parte, todos los días aprendo una palabra nueva, una forma de pronunciación que no conocía y más cosas. Recordemos que es un proceso, y no nos demos tan duro a la hora de enfrentarnos a un idioma que no es el nativo.

¿Hay algún consejo que quieras que sepamos? ¿Alguno de estos te ayudó?

4 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.